¿ES IMPORTANTE COGER BIEN EL LÁPIZ PARA ESCRIBIR?

Lo que caracteriza a una adecuada escritura es la legibilidad, es decir, claridad, limpieza, linealidad y corrección en los trazos.

Para algunos niños, esta tarea no es fácil debido a que tienen menos destreza psicomotriz, lo que les dificulta lograr una correcta escritura. Pero si se interviene a una edad temprana, estos niños pueden mejorar su grafía y conseguir que sea legible

Los niños que tienen “mala letra” se frustran hasta tal punto que intentan evitar las tareas que implican actividades de escritura. En estos casos, se debe incidir en algunos aspectos de cara a reeducar esta falta de habilidad grafomotriz y evitar dificultades durante el aprendizaje escolar.

En casa los padres también podéis seguir algunos consejos sencillos:

      • Coger bien el lápiz: a partir de los 3 años de edad conviene ayudar y corregir a los niños para que sujeten el  lápiz de forma adecuada.Coger bien el lápiz conlleva un buen control de la motricidad fina, habilidad que se puede reforzar mediante distintas actividades que resultan divertidas para los niños (utilizando pinzas de la ropa, plastilina, escurrir esponjas, recortar con tijeras…)En el mercado existen materiales que ayudan a adquirir un correcto hábito a la hora de coger el lápiz para escribir (Pencil Grip…). Estos facilitan que los dedos se coloquen en la posición correcta de agarre, a la vez que estimulan una adecuada posición del lápiz.
      • Utilizar papel pautado: al inicio del aprendizaje de la escritura es conveniente que los niños utilicen algún tipo de papel con pauta cuadriculada o rayado horizontal. Este ayuda a realizar una escritura más uniforme, distribuida de forma adecuada y proporcionada en el espacio.
      • Colocar correctamente el papel: Los niños diestros deben colocar el papel inclinado “ligeramente” hacia la izquierda y los que escriben con la mano izquierda, hacia la derecha. Esta posición favorece la realización de una letra clara y legible, ya que ayuda a que la escritura se mantenga dentro del campo de visión del niño.Para realizar esta inclinación se puede tomar como referencia la diagonal que forma la mesa donde se escribe. Además, el papel debe sujetarse con la mano contraria a la que se escribe de manera firme, pero sin realizar demasiada presión.
      • Adoptar una postura corporal correcta: para evitar posturas forzadas y tensiones corporales, el tronco debe estar recto y ligeramente inclinado hacia delante, los codos encima de la mesa y los pies apoyados en el suelo. la cabeza debe colocarse a una distancia del papel de 25-30 cm. y en la misma línea del tronco.